lunes, 2 de octubre de 2017

Reseña: Tower of Dawn | Torre del Amanecer

Chaol Westfall siempre se ha definido por su lealtad inquebrantable, su fuerza y su posición como el Capitán de la Guardia. Pero todo eso ha cambiado desde que el castillo de cristal explotó, desde que sus hombres fueron masacrados, desde que el Rey de Adarlan le salvó de un golpe mortal, pero dejó su cuerpo roto.

Su única oportunidad de recuperación yace en la legendaria Torre Cesme en Antica - la fortaleza del poderoso imperio del continente del sur. Y con la guerra acechando sobre Dorian y Aelin en casa, su supervivencia podría recaer en que Chaol y Nesryn convenzan a sus gobernantes de aliarse con ellos. 

Pero lo que descubren en Antica los cambiará a ambos, y será más vital para salvar a Erilea de lo que ellos podrían imaginar.
Chaol
¡Hola a todos! Hace unos días terminé finalmente Tower of Dawn | Torre del Amanecer, el más reciente libro de la saga Trono de Cristal de mi amada Sarah J. Maas y la verdad, dejando de lado unos pocos momentos emocionantes, fue una decepción total.

Si bien ya sabía desde antes de leerlo que no podría ser un libro muy cargado de emociones al verse privado de la mayoría de los personajes de la saga, y si bien Chaol es uno de mis personajes favoritos, el libro no hizo más que confirmar mis sospechas.

La línea de tiempo de esta entrega es paralela a la de Imperio de Tormentas, ya que luego de los eventos finales de Reina de Sombras a Chaol se le encomienda la misión de viajar al Continente del Sur para buscar una cura para su situación y potenciales aliados en la guerra en contra de Perrington-Erawan.

Comenzamos el libro con Chaol llegando al Continente del Sur en compañía de su entonces pareja Nesryn Faliq, y se nos presenta a una serie de nuevos personajes, la realeza de estas tierras, la cual está regida por un Khagan en vez de un rey.
Nesryn

También hacen acto de presencia personajes del libro precuela de la saga: Yrene Towers, la curandera que apareció en la historia corta La asesina y la curandera y Falkan, un comerciante que apareció en La asesina y el desierto.

A lo largo de todo el libro Chaol intenta procurar la ayuda del Khagan en la guerra en el norte así como lograr la recuperación de su columna con la ayuda de Yrene, quien es una curandera de la Torre Cesme, uno de los centro de curandero más grandes y famosos del mundo conocido.

Como dije antes, las emociones en este libro no hicieron acto de presencia, a lo sumo abrieron un ojo de vez en cuando pero en su mayoría se mantuvieron dormidas, si tuviera que hacer una gráfica de emociones sería la siguiente:

Yrene
Los primeros cincuenta capítulos fueron soporíferos y me costó mucho leerlos, no lograba seguir el hilo de la historia de tanto que me aburría pero cuando por fin llegaron los último veinte la cosa se puso mejor y descubrimos varios datos relacionados a la magia y la historia del Valg.

Nos encontramos con situaciones de tensión romántica entre personajes y el final me gustó bastante, eso por lo menos ayudó pero no compensó la falta de interés que me generó el libro en su totalidad.

Siento que la saga viene decayendo y espero, de verdad espero, que Sarah nos dé un cierre que nos deje satisfechos el próximo año porque no podría soportar haber seguido la saga por tantos años para que el final sea algo decepcionante, espero sus comentarios 😘



No hay comentarios.:

Publicar un comentario